Header Ads

Por 13 Razones




Estas últimas semanas han sido una montaña rusa de sensaciones y emociones para todos los madridistas. Pasamos de los nervios y anticipación de la final en Kiev al éxtasis de la victoria y coronación como reyes de Europa una vez más, y ya van trece (las últimas tres seguidas). También sufrimos cierta indignación por algunos comentarios y declaraciones poco acertadas de algunos de los jugadores en mitad de las celebraciones, pero quizás lo que nos ha afectado más a muchos ha sido la sorprendente e inesperada marcha de Zidane.

Muchos habíamos especulado que Zidane se iría incluso ganando la Champions después de las críticas recibidas durante la temporada. Estaba en su naturaleza irse por la puerta grande. Algo que, aunque lo dije más de una vez, nunca creí dentro de mí al  cien por cien que pudiera ocurrir. Su marcha parecía algo muy remoto, que nunca iba a pasar. Pero pasó.

Acepto con respeto esta decisión, pero no niego que me entristece ver al mejor entrenador que he visto en el banquillo del Real Madrid irse del club. Zidane se ha ganado el hacer lo que quiera, y si él cree que su ciclo ha llegado a su fin, ¿quién soy yo para decir que no? Hasta ahora, todas sus decisiones han ayudado al Real Madrid a tocar la gloria. Lo único que me quedan son palabras de agradecimiento, y aunque no pueda hacerle la justicia que se merece, intentaré dar las trece razones por las que estaré eternamente agradecido al Zizou entrenador.

La primera razón es haber puesto una sonrisa de vuelta en el rostro de los madridistas. Por habernos demostrado que el ser del Real Madrid ya es en sí un motivo para estar feliz. No importan las críticas o el odio que recibamos, somos del Madrid y la alegría que eso conlleva no nos lo puede quitar nadie.

La segunda razón es la humildad con la que siempre has llevado los éxitos. A pesar de haber hecho lo que ningún entrenador había logrado antes, nunca te has jactado de ello ante la prensa que te criticaba y siempre has agradecido a tus jugadores y al club por los logros conseguidos.

En tercer lugar, agradecerte el haber traído de vuelta el optimismo al terreno de juego. No importa lo mal que parezca todo, si se cree y se trabaja se le puede dar la vuelta a la situación. Algunos le llaman flor, yo le llamo determinación y esfuerzo.

La cuarta razón es haber sido fiel a tus ideas, incluso cuando no dieron los mejores resultados. Cerraste las bocas de todo aquel que te acusó de ser la marioneta de Florentino, o de no tener personalidad. Tomaste decisiones arriesgadas, y al final los resultados hablan por sí solos.

Quinta razón, y relacionada con la última, te agradezco darles oportunidades a todos tus jugadores. Pocos entrenadores, si es que alguno, habían utilizado antes toda su plantilla. Motivo de halago, se utilizó sin embargo para causar controversia, pero a tí no te tembló el pulso a la hora de hacer rotaciones de 9 jugadores de partido a partido.

Sexta, es haber puesto a Casemiro como titular. Aunque algunos le atribuyen la idea a tu predecesor, fuiste tú el que lo convirtió en indispensable. Con esa decisión encontramos un balance y equilibrio que hasta entonces no teníamos, y consolidamos nuestro centro del campo como el mejor del mundo.

Como séptima razón, Zizou, agradecerte por haber sentado a nuestro número 7. Por ser el único entrenador capaz de convencer a Cristiano de que no es necesario jugar todos los minutos para ganarlo todo, colectiva e individualmente.
En octavo lugar, gracias por confiar en Keylor. A pesar de los incesantes rumores de venta, y de todos los candidatos a la portería blanca, confiaste en el Tiko y gracias a ello hemos conseguido lo que hemos conseguido.

La novena razón es haber defendido siempre a tu plantilla. En las buenas y en las malas. Por no haber culpado a tus jugadores de las derrotas, pero sí darles el mérito de las victorias. Por no haber crucificado a ningún jugador incluso después de errores graves o partidos desastrosos.

La razón número diez es haber llevado magistralmente las ruedas de prensa. Por no haber dado ningún tipo de portada o titular sensacionalista a las pirañas que te acribillaban a preguntas antes y después de cada partido. Por demostrar en el micrófono la misma clase que tienes con el balón.

La undécima razón es haber demostrado que eres mucho más que un simple “alineador”. Por las lecciones tácticas que aquellos que sabemos de fútbol y no estamos cegados por un odio irracional supimos ver, haciendo que cualquiera que venga en tu lugar parezca un aficionado a tu lado.

En duodécimo lugar, agradecerte el mejor año de la historia del club. No sólo por el doblete histórico Liga / Champions que no veíamos en más de medio siglo. El 2017 estará guardado en nuestras memorias por haber ganado todos los títulos excepto la copa, única competición que te resistió como jugador y entrenador. Siendo francés supongo que una Copa del Rey no te hacía perder la cabeza…

Por último, pero no menos importante, como razón número trece, darte las gracias por hacernos campeones de Europa tres veces consecutivas. Por hacernos vivir una época irrepetible, y devolvernos a lo más alto del fútbol europeo una vez más. Sobre todo, por esta última, la más reciente, por haberte quedado a pelear por ella cuando todo parecía perdido.

Podría seguir nombrando razones por mi eterno agradecimiento a Zidane, pero 13 me parece un número idóneo en esta ocasión. Me ha costado terminar este artículo ya que nada me parecía estar a la altura de la figura de Zinedine Zidane, y creo que nada de lo que escriba lo podrá estar. Aquí quedan algunos de mis sentimientos del hombre que nos ha dado más de lo que nos podemos dar cuenta. Ahora, apoyemos al que venga en su lugar y deseémosle lo mejor. Las comparaciones no ayudarán a nadie y el club está por encima de todo.

Si algo nos enseñó Zizou, es como ser verdaderos Madridistas.

No hay comentarios

Con la tecnología de Blogger.